sábado, 1 de mayo de 2010

Soluciones para conservar la ropa toda una temporada. ¡Problema resuelto!

En mi ultimo post, que era un SOS en toda regla, pedia que me enseñaran como guardar adecuadamente la ropa de una temporada hasta la siguiente. Tanto aqui como en facebook recibi varios consejos muy utiles, y queria comentarles que tal fue todo. 
El primer consejo que recibi vino de Sonia, una amiga catalana que, con su experiencia, esta vez logro sacarme las castañas del fuego. Su comentario decia asi: 
Aqui el cambio de ropa de una temporada a otra es habitual, así que existen unos productos (no sé como se llama exactamente) que sirven precisamente para que la ropa no acumule ese olor desagradable. Lo puedes encontrar en droguerías, también en grandes superfícies.
Pero yo te propongo otra cosa; mi mamá cosía unos saquitos de tela de algodón y dentro ponía ramilletes de plantas aromáticas, puede ser romero, maría luisa, o una mezcla de las que más te gusten. Después atas los saquitos con una cinta y los vas poniento entre la ropa. Yo lo hago así, me parece que tiene más encanto.
La idea me encanto pero como andaba yo de corre-corre y no tenia tiempo para ponerme a secar plantas y hacer las bolsitas a mano, me fui al super y, preguntando aqui y alla, encontre los productos que Sonia mencionaba en la primera parte de su comentario. Se trata de unas bolsitas con una bolita dentro -que mas parecen caramelitos que otra cosa- con una funcion antipolillas y aromatica. Se colocan dentro del armario o de las maletas o donde sea que vayamos a guardar la ropa y la mantienen con buen olor y libre de bichitos. La oferta de olores a escoger en el super era muy amplia, y estuve un ratito dudando entre las bolsitas con un delicioso olor a lavanda y otras -que finalmente fueron las que compre- con olor a jabon de Marsella. Y es que despues de mi reciente experiencia solo deseo que dentro de seis meses, cuando abra las maletas, toda mi ropa huela como si estuviera recien lavada!

















Y bueno, esa no fue la unica solucion que me propusieron. Otra amiga me aconsejo que podria usar unas bolsas de almacenaje al vacio (como las de la imagen a la derecha) a las que, luego de guardar la ropa en ellas, se les extrae el aire con una aspiradora o incluso enrollandolas manualmente. Yo tengo una de esas, y la verdad es que se ahorra muchisimo espacio. Son buenisimas para ahorrar espacio en las maletas a la hora de viajar, pero no se me habia ocurrido utilizarlas como almacenaje. Quizas mas adelante compre alguna mas para este proposito.

Silvita me recomendo guardar la ropa sin lavar, para no tener que trabajar doble (como me sucedio esta vez), pero por experiencia se que si guardamos una prenda sucia mucho tiempo, la suciedad se convierte en una mancha que no se puede quitar con nada, y que puede pasarse a otras prendas cercanas. 

La recomendacion de la Malquerida ("Vendelas!") no deja de ser interesante considerando que me evito todas las molestias de limpieza y almacenaje, pero no me imagino el enorme gasto cada año cuando comiencen a enfriar las temperaturas... ¡Ni hablar!

Y por ultimo, les comparto algunos consejos que encontre en Como hacer para...? y que me parecieron muy utiles:

Las camisas, camisetas, camperas, etc. se deben guardar bien dobladas y con los botones, cierres o cremalleras cerradas, así evitaremos que se deformen.

Si tenemos que guardar pieles, debemos envolverlas con papel y luego cubrirlas con una funda de tela. Es conveniente no usar algún elemento de plástico, ya que puede condensar humedad y alterar la textura de la prenda.

A los zapatos y botas los rellenaremos con papel de diario, le pasaremos pomada para que no se resequen y luego los ubicamos en cajas.

Es muy importante, que los acolchados o edredones se doblen tratando de ocupar el menor lugar posible, lo ideal es meterlos en bolsas de plástico y extraer todo el aire de ellas. Hay que tener cuidado de no colocar nada encima de ellos, para que no se aplasten y se modifique su textura.

Es imprescindible guardar todo muy limpio. Con el paso del tiempo, las manchas se fijan e inclusive, pueden pasar de una prenda a otra.

Debemos guardar la ropa sin planchar, así evitaremos que se pongan amarillas. Además, tendremos que plancharlas nuevamente cuando las pongamos en uso en la próxima temporada


¡Gracias por su ayuda a todas!

1 comentario:

  1. Muy buenas las ideas, algo que también va bien es doblar bien la ropa y envolverla con papel de film. Así se conserva sin que le entre polvo.

    ResponderEliminar

Epílogo

“No es bueno de este modo te apoltrones”
dijo el maestro, “que entre seda y pluma
no se va de la fama a las regiones.

Quien entre el ocio su existir consuma,
No dejará mas rastros en la tierra
Que humo en el aire y en el agua espuma.

¡Arriba, sin cansancio, como en guerra
triunfa el alma luchando por la vida,
si vence el flaco cuerpo que la encierra!”

(Infierno, Dante)