Proyecto 365, dia 131: ¡¿Humanista yo?! Bueno, si… un poco…

Hace poco MauVenom en uno de sus comentarios me puso a pensar en la confianza que tengo en el ser humano. En ese momento le respondí que “quizás peco de optimista en este sentido, pero ¿qué se le va a hacer?”... Lo cierto es que leyendo la biografía de Erasmus, por Stefan Zweig, he encontrado algunos fragmentos interesantes a este respecto, que no me hacen sentir del todo sola y que quería compartirles:

“Estaba convencido de que casi todos los conflictos entre los hombres y pueblos podían resolverse pacíficamente gracias a la mutua condescendencia, pues todo se dirimiría en el ámbito de lo humano; y, análogamente, que casi todas las disputas tendrían solución si los que las impulsan y exageran no tensaran siempre al máximo el arco de la guerra. Por eso combatió toda clase de fanatismo, ya fuera religioso, nacional o ideológico, porque lo consideraba el destructor cerril y confeso de cualquier forma de entendimiento.

(…) no quería obligar a nadie a aceptar su visión de las cosas…

Pensar por si mismo era para el una obviedad…

En especial la guerra le parecía la forma más grosera y violenta de dirimir las contradicciones, incompatible por lo tanto con una humanidad que pensara moralmente.

El raro arte de mitigar los conflictos intentando buenamente comprenderlos, de distinguir lo indistinto, de simplificar lo confuso, de entretejer nuevamente lo roto y de poner en común lo mas alejado fue la verdadera fuerza de su genio paciente.

Residente en ningún país y como en casa en todos, no reconoció la superioridad de ninguna nación sobre las demás y, habiendo educado su corazón para valorar los pueblos solo por sus espíritus mas nobles… todos le parecían dignos de estima.

Convocar a la gente de buen corazón de todos los países, razas y clases a formar la gran alianza de la cultura fue el sublime empeño que convirtió en objetivo de su vida…

Creía en la posibilidad de que la humanidad progresara merced a la ilustración y esperaba que la difusión de la cultura, la escritura, el estudio y los libros educara tanto al individuo como a la colectividad.”

Comentarios

  1. Del poco tiempo que llevó leyendote me parece que tienes razón en sentirte indentificada con este humanista. Y que bien sobre todo que te sientas satisfecha de ser así, no es necesario que lo pregones que esto en tí se nota querida Pelusa, me da gusto!

    ResponderEliminar
  2. Una razón más para tener a Erasmo como faro ideológico... de ver dad que me gusta el hombre (entiéndase el sentido), y bueno, supongo que la pluma que lo pinta le va muy bien. También soy del club de lo histórico, me gusta, y la mejor biografía que he leído (y que aún no termino) es Leonardo. El vuelo de la mente de Charles Nicholl, sencillamente abarca cuanto aspecto se conoce o se ha revisado sobre el personaje... te la recomiendo de veras, Pelusilla. Me voy, no a tomar el te que bien me recomiendas, sino a seguir el trote, el lunes, descansaré, besitos.

    ResponderEliminar
  3. Me pregunto muy seguido Pelusita si en realidad es verdadero el que el hombre podría resolver sus direrencias a través de la palabra solamente

    de la mediación

    como tú soy humanista y creo que son posibles muchas cosas pero el gran problema es la educación y de eso estoy convencido

    la generalidad del mundo carece de la educación y cultura que llevan a una mente preparada a entender que la violencia y agresión sólo darán vueltas en el mismo lugar y no harán nada más que daño

    si todos tuvieramos la preparación suficiente para entender las razones del otro las cosas serían diferentes.

    Besotes.

    ResponderEliminar
  4. Pelusita: A mi siempre me ha parecido que el aliado número uno del conflicto es el extremo, o como bien dirían los griegos la "hybris", que es el exceso que lleva a los heroes de la tragedia a cometer su "error trágico", y es la ausencia de moderación la que rompe la comunicación. Un espíritu flexible, y dispuesto a retroalimentarse de un semejante, siempre podrá dialogar... ¡Pero cómo escasea la flexibilidad en las mentes y las almas en estos días! ¿No crees? Te dejo besos.

    ResponderEliminar
  5. Creo que por razones como las que apuntas hay un programa de estudios multicultural que se llama precisamente "Erasmus" allá en Europa.

    El humanismo abanderado por este personaje sin duda es algo digno de conocer, por lo que implica ese "sentirse en casa en todos lados", propicio para la convivencia, la cercanía y el entendimiento. Más libros para la lista.

    ResponderEliminar
  6. Pues me apunto y me vuelvo a apuntar!
    Y pensar que, en una ocasión, intentaron insultarme llamándome "humanista trasnochada".
    Lo de trasnochada no me gusta mucho porque al otro día tengo tremendo sueño, pero lo de humanista: Y a mucha honra!
    No conozco a Erasmus, o sea, sólo conozco algunos datos históricos, pero lo conoceré! Gracias por compartir, Pelusita!
    Ah... Ivanius: sí, hay un programa de intercambio estudiantil que se llama Erasmus. Yo fui Erasmus, es decir, participé del programa. Lo cual me da un poco de pena, por no conocer a este hombre interesante.

    ResponderEliminar
  7. Si no es por pregonarlo, NTVCA?... Lo que pasa es que me sorprendi mucho cuando me vi tan identificada.
    Y si, la verdad es que me agrada el tema, aunque no me gusta andarme poniendo etiquetas.

    ResponderEliminar
  8. Palomita:

    Buen faro, sin dudas, y excelente retratista!
    Tomo nota de la biografia de Leonardo, ese es otro personaje que me resulta muy atractivo. Por cierto, una anécdota curiosa: Cuando en mi pais todas las escuelas llevaban nombre de martires de la revolucion, la mia se llamaba Leonardo D’Vinci!!! Karma?
    Y relaaaaaxxx, Palomita, o corre con gusto que la vida se va en esos momentitos…
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Te entiendo, Don Mau.
    Poder, lo que se dice PODER, yo creo que si podria… El hombre tiene las armas para eso y mucho mas… La cuestion esta en si realmente quiere hacerlo.
    Tienes razon, la educación es la clave de todo… y es cierto tambien que escasea y mas aun la de calidad. Y apena ver que los que tienen acceso a ella la derrochan en vanalidades…
    Hay otras teorias, mas del area astronomica (no astrologica), que hablan de que los conflictos terrestres son básicamente inevitables, porque son consecuencia de movimientos planetarios y las fuertes corrientes energeticas que ellos provocan…
    En cualquier caso, no puedo dejar de sentirme identificada con Erasmo, o con Krishnamurti o con los maestros zen que se sienten satisfechos de que al menos un hombre logre realizarse. Si eso sucede, dicen ellos, la humanidad esta salvada…
    Krishnamurti, Don Mau, es una excelente recomendación para ti…
    Saludos humanisticos!!

    ResponderEliminar
  10. Mi humanista Mara:

    Si, tienes razon… La solucion siempre es el camino del medio, que lamentablemente esta casi siempre cubierto de hojas y medio oculto…

    Besos!

    ResponderEliminar
  11. Ivanius:

    Justo ese “sentirse en casa en todos lados” fue una de las cosas que mas me hicieron identificarme con el…
    Buscare información sobre el programa que dices. Silvita dice hacer participado… Mas tarea!

    ResponderEliminar
  12. Silvita Erasmista:

    Los que lanzan piropos en la Habana deberian aprender de los que lanzan insultos como estos! Tiene gracia!
    Tranochar… depende… si es por una buena causa
    Me sorprendes con lo del programa estudiantil… investigare.
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  13. Sí, es un buen programa. Yo fui a hacer mis prácticas de fisioterapia en España, por tres meses, que es el tiempo mínimo para un Erasmus. Ya ni me acuerdo bien de los requisitos y papeleos... es un programa Europeo, eso sí. Aprendes, y la pasas super!
    Suerte!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario