Apostando al seguro. (De un menú medio cubano)

Últimamente, cuando tenemos una celebración especial o cuando vienen amigos a visitarnos -que también es una ocasión especial-, siempre termino haciendo comida cubana. No deja de ser extraño porque soy de las que inventa en la cocina. No me gusta comer siempre lo mismo, y rara vez repito una receta. Sin embargo, cuando me enfrento con ese momento en que la comida debe quedar bien sí o sí, voy al seguro, a lo que conozco, a lo que le vi hacer a mi madre toda la vida. 

Durante un tiempo me esforcé en hacer potaje para nuestros invitados internacionales, el delicioso potaje de frijoles negros que tanta fama le dio a mi madre en el barrio y en nuestra familia, para el que -según dicen- heredé su don y el secreto de su sazón. Y es que en la isla no se puede imaginar una comida sin potaje, aunque el verano esté en su punto álgido. Para mi padre, por ejemplo, una comida sin potaje es una comida incompleta: aunque termine con el estómago a reventar se levanta de la mesa con cara de no haber comido. Por el contrario entre nuestros amigos, y los tenemos de casi todo el mundo, la recepción normal de los frijoles es bastante fría y los prueban solo un poco, para no despreciarme el esfuerzo, pero luego ni miran mas el plato... y a mí me daba tanta tristeza que un buen día decidí no hacerlos más, al menos no para compartir

Las yucas con mojo o fritas y los tostones son los que más aceptación siempre tienen entre nuestros invitados. Recuerdo un amigo alemán que desde su primera visita a la isla ya planeaba montar un puestecito para vender tostones en su país. "¡Me voy a forrar!" -decía entre risas mientras saboreaba un tostón en nuestra casa. 

Hoy pues, tenemos un amigo ruso que viene a visitarnos, y ya hemos elegido el menú que aunque no es precisamente cubano, la parte central sí que lo es: 
  • Como entrantes y porque no hay mejores: jamón español, queso español, aceitunas españolas y fuet español (perdón, catalán), todo combinado en pinchitos con tomatitos cherry de procedencia desconocida, pedacitos de piña de Panamá y aceite de oliva, también español. 
  • La comida como tal es la cubana: arroz blanco, picadillo a la habanera (con pasitas, aceitunas y papitas fritas como ingredientes estrella), tostones y ensalada de espárragos con pimientos salteados. Esto último es una intrusión cultural, porque en Cuba casi ni se conocen los espárragos, ¡pero es que en primavera no hay nada mejor! 
  • De postre bien que me gustarían unos casquitos de guayaba con queso, o unos dulces japoneses de esos tan delicados con el punto perfecto de azúcar, pero lo mejor que conseguí fueron unas galletitas danesas de mantequilla para acompañar un té inglés, que siempre se han llevado muy bien.
  •  El vino, español. No podría ser de otra manera. 
____________________

Recetas


Otras de mis recetas en Pelusa Cocinera
____________________

Y ustedes, ¿qué tipo de comidas suelen poner a sus invitados? 



Comentarios

  1. Yo quisiera tener un poquito de arte culinario, mis hijos dicen que cocino rico pero no sé si es porque no han probado otros sazones jaja.
    No suelo recibir visitas a menudo, el año pasado una vez nada más y el menú fue de comida típica de acá (porque ellos llegaban de USA) frijoles volteados (fritos creo que le dicen en otros lados) plátano frito, chiles rellenos, crema agria y queso fresco, tortillas y café. No hubo vino porque no estaba segura que ellos lo bebieran así que evité pasar por un mal momento. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mmmmmm! Suena delicioso tu menu, Miriam! Los chiles rellenos los probe en Mex y me conquistaron para siempre!!!
      Seguro que cocinas para chuparse los dedos!
      Besos!

      Eliminar
    2. Creo que hay alguna diferencia entre los chiles rellenos de Mexico y los nuestros, según me ha contado un amigo, yo no los he probado, pero él dice que ambos son iguales de deliciosos!
      Los fines de semana cocino para los hijos, el sábado hice un ceviche de camarones y el domingo bacalao a la vizcaína, y sí, se chuparon los dedos!!! :)

      Eliminar
    3. Ves?? Eres una experta! Yo nunca he sabido cocinar platos con nombres tan bonitos! Me dejare caer algun fin de semana por alla... jajaja!
      Besos!

      Eliminar
    4. Eso sería maravilloso! Empieza a hacer planes que los platos tendrán nombres bonitos pero son requete sencillos :) me gusta lo práctico que no lleva mucho tiempo :P

      Eliminar
  2. En mi caso, voy a la segura, me gusta la comida interactiva, carne asada, cocteles de mariscos, o mandar a comprar jejejeje, aunque es muy raro tenga invitados. Los tostones hace años no los como, son los platanos verdes fritos?, me encantaban cuando era niña,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chica ago-go, eso suena muy bien! Sobre todo lo de mandar a comprar y evitarse todo el trabajo... Me lo pensare! jeje
      Si, los tostones son platanos verdes (o medio verdes) fritos.
      Besos!

      Eliminar

Publicar un comentario