viernes, 31 de diciembre de 2010

Mis felicitaciones.

Bueno, pues, es el ulitmo dia del 2010. 

Ya estan los mensajes enviados, 
los gatos alimentados, 
el marinado en su punto, 
las cuentas claras, 
los planes revisados, 
los objetivos trazados, 
la musica sonando, 
el buen vino esperando, 
las uvas preparadas
.
.
. 
¡Ya puede llegar el 2011! 

Y espero que les traiga todas las oportunidades necesarias para desarrollar sus sueños, porque en este Diario les deseamos con todo nuestro corazon que se construyan ustedes mismos el mejor de los futuros, que no es otro que el que ustedes deseen.

¡Feliz año nuevo!

Como curiosidad cultural para terminar el año les cuento que en la isla, el 31 de diciembre a medianoche, existe la costumbre de echar un poco (o un mucho) de agua por la ventana o la puerta hacia la calle, para que con ella se vaya todo lo malo del año viejo y quede limpia nuestra casa. Pasear a esa hora suele ser peligroso: ¡bien te puede caer todo un cubo de agua en la cabeza! 
Asi que ya saben, esta noche "¡A bailar y a gozar que el mundo se va a acabar!"-como tambien dirian en mi tierra-, pero no olviden mirar hacia arriba no vayan a comenzar el 2011 con un buen resfriado!! 

Espero seguir contando con sus visitas, sus comentarios y su amistad (no necesariamente en ese orden), tambien en este proximo año. ¡Los quiero!

_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

jueves, 30 de diciembre de 2010

Sobre los recuentos

¿Quieren que les sea sincera, ahora, a solo un dia de que se termine este año? 
No entiendo por que no les gustan los recuentos. 
La parte mas aburrida de un recuento es, sin duda, la estadistica. Eso de andar sacando (o leyendo) numeros puede resultar agobiante. Pero hay mucho mas en un recuento que simples estadisticas: hay alegrias, asombros, encuentros, descubrimientos y mucho mas encerrado en nuestra mente que, de no ser por un recuento hecho a voluntad, nunca saldria de ahi. 
Si un recuento se hace bien, no por obligacion sino con todo el gusto de recordar y sacar la enseñanza, es como revivir lo pasado. Y si se ha sido feliz en el pasado pues no hay nada mejor que volver sobre el, ¿no?  Y si no se ha sido feliz o se han pasado tragos amargos, como ya dije antes, es la mejor manera de sacar una o varias enseñanzas, y de nadie mejor que de nosotros mismos que somos tambien nuestros propios maestros. Incluso para el que lee los recuentos ajenos, las enseñanzas estan ahi. Si se leen bien pues se aprende mucho de ellas y, lo mejor, sin tener que cometer los mismos errores. 
Yo suelo hacer recuentos a menudo. De hecho muchos de los post publicados en este Diario han nacido de un recuento hecho ex profeso para la ocasion.  Cada notita publicada en "una Nota de Agradecimiento" es el producto del recuento y la seleccion minuciosa de lo que he vivido en el dia. Cada pagina escrita en mi diario personal, el de papel que tengo desde los 16 años, no es otra cosa que el recuento y la exploracion de cada dia de mi vida. 
Y, ademas, me gusta leer recuentos. Me gusta leer diarios ajenos, esos recuentos tan personales en los que aquellos que he llegado a admirar han plasmado sus impresiones de lo que vivieron. Me gusta leer los recuentos anuales de los noticiarios o de la prensa, porque me ayudan a entender que fuerzas han movido el mundo, hacia que direccion ha ido y hacia donde podria ir. Me gusta leer los recuentos de otros bloggers, y los que mas utiles he encontrado han sido precisamente las estadisticas y los recuentos tecnicos, porque me ayudan a entender mejor este instrumento que utilizo casi a diario y gracias al cual me comunico con ustedes. 
En fin, que no entiendo como es que no les gustan los recuentos. Pero eso es lo bonito de las relaciones, incluso de este tipo de relaciones virtuales: la variedad.

Mañana aun queda tiempo para una felicitacion en toda regla.
_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

miércoles, 29 de diciembre de 2010

Necesito ayuda.

La verdad es que me aburre un poco esto de los resumenes, y aunque lo habia prometido ayer, creo que me saltare el resto. Me parece que ustedes tambien lo agradeceran, ¿no? 
_____________

Ya les conte una vez que ir por los caminos de la vida fijandose en todo tipo de cosillas a nuestro alrededor, es decir, tonteando, puede resultarnos de sumo provecho. Bueno pues, ayer mientras iba de paseo, me encontre con esta belleza en el suelo: 


Primero pense que seria un accesorio raro para hacerse algun tipo de peinado (porque asi de sorprendentes suelen ser los accesorios femeninos) pero en cuando lo recogi del suelo y mis manos de tejedora lo tocaron, enseguida cai en cuenta de que se trata seguramente de algun tipo de aguja (o agujeta) para tejer, y por el grosor, me atrevo a aventurar que es para tejer cosas grandes como alfombras. Nunca habia visto nada parecido, y no he logrado encontrar similares en internet. 
¿Alguien tiene una abuelita por ahi a quien preguntarle que es y como se usa? Agradecere cualquier informacion.
 ______________

¡Misterio resuelto!

No es una aguja para tejer, sino un compresor de hojas para carpetas de anillas. Mis manos me engañaron esta vez... :P

_________________________________________________ Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

martes, 28 de diciembre de 2010

2010- El Diario en numeros (mas o menos)

 La verdad es que estaba esperando los "analytics" de Google pero me fallaron, asi que tendre que hacer las estadisticas del Diario asi como quien dice 'a ojo de buen cubero'.
  • Hemos publicado mas de 250 posts en el 2010 (para completar poco mas de 700 publicados en toda la historia del Diario).
  • Hemos recibido 1029 comentarios.
  • Los posts mas vistos de este año han sido: 
  1. Primer Concurso del Diario de la Pelusa
  2. De ideas realizadas
  3. Copos de nieve (de papel)
  4. Como hacer un cono de papel o cartulina 
  5. Origami de otoño: Hongo
  • Los posts mas comentados: 
  1. Primer Concurso del Diario de la Pelusa (27 comentarios)
  2. Lo que no tengo (19 comentarios)
  3. Origami para lectores (17 comentarios)
  4. Homenaje a Coco (16 comentarios)
  5. ¡Comienzan las votaciones! (16 comentarios)
Los lectores no habituales llegan a este espacio de las mas diversas formas, no solo desde los links en otros blogs amigos sino tambien a traves de los motores de busqueda, como el propio Google, en los que el Diario ha ido ganandose un buen posicionamiento a lo largo de estos años. Y llama la atencion que las busquedas que mas frecuentemente los traen hasta aqui son frases como "pensamiento asociativo" (por un post que se me ocurrio publicar hace tiempo con ese titulo y que no tiene nada que ver con la rama de la ciencia que estudia ese tipo de pensamiento), "ideas realizadas"  (aqui creo que entran sobre todo por las imagenes), "como guardar la ropa toda una temporada", "magia casera" o, mas recientemente, "como hacer conos de papel" y "como hacer copos de nieve de papel".(que pueden encontrar en la pagina de los Tutoriales). Lo que me dice que en realidad muchos de los lectores ocasionales del Diario no dejan comentarios ni huella alguna a su paso, y tambien que aquellos temas que mas trafico atraen no son precisamente los que mas le interesan a los lectores habituales. Es solo una constatacion que no deja de ser curiosa.

En la parte mas tecnica, el Diario tambien se ha ido desarrollando un poco:
  • hemos implementado -al fin- un feed para este espacio que amplia la difusion de nuestras publicaciones y permite a los subscriptores la lectura desde un sitio en especifico o incluso desde la comodidad de su correo electronico (con acceso desde la columna izquierda del Diario, o desde esta pagina);
  • hemos entendido la necesidad de las licencias Creative Commons y similares; 
  • hemos encontrado -tambien al fin- una plantilla limpia, clara y moldeable, con un look mas profesional, que se ajusta mejor a las necesidades del espacio; 
  • hemos aprendido a optimizar el uso de las paginas y de las columnas laterales; 
  • y hemos aprendido a hacer y deshacer un poco en el codigo html, incorporando o eliminando todo tipo de elementos del sitio para hacer mas facil la navegacion en el. 
Me gustaria saber cuales han sido sus impresiones sobre todo esto y a lo largo del año. ¿Que les ha parecido?

(Mañana intentare una miradita mas personalizada a lo que ha sido el 2010 para mi a traves del Diario). 

_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

lunes, 27 de diciembre de 2010

Comienza el recuento.

Se esta acabando el año. La gente empieza a pensar en lo que ha hecho o no durante el año que acaba de pasar, las agencias de noticias hacen resumenes y publican en portada una seleccion de lo mejor y lo peor del año... Diriase que es tiempo de recapitular lo vivido. En este Diario no queremos desaprovechar esa corriente -porque es muy facil dejarse llevar, ¿o no?- y tambien daremos nuestros pasitos en esa direccion. Durante esta semana intentaremos darles algunos datos sobre el desarrollo del Diario.

Para comenzar y a modo de 'highlights', hagamos un recuento de los eventos mas importantes que han tenido lugar en este espacio durante el 2010, tanto por la ilusion que nos ha hecho a nosotros como por la aceptacion que han tenido entre ustedes:

1. (Sin dudas) El Primer Concurso del Diario de la Pelusa, con una respuesta inesperadamente grande y positiva de parte de todos ustedes que nunca sabre agradecer del todo. 

2. El comienzo de una serie de Tutoriales para el hemisferio derecho en los viernes creativos, con los que ya llevamos tres meses.

3. La continuacion de publicaciones de los textos de Gustavo Pita en El Rinconcito de G, que elevo considerablemente el nivel intelectual de este sitio.

4. El incremento de las reseñas literarias -consecuencia directa de mis lecturas-, y los textos de otros autores que de vez en cuando les he ido compartiendo. 

5. El lanzamiento del novisimo proyecto a cuatro manos "Una nota de agradecimiento", que cada dia crece bajos los cuidados de Diana Solano y de una servidora.

Y por ultimo pero no menos importante, aunque no sea precisamente un evento positivo: 

6. El intento de Plagio que sufrio este espacio, y del cual salio milagrosamente bien parado.

Por supuesto que ha habido mucho mas: las publicaciones en EyL, innumerables cambios de imagen, la presentacion de personalidades de la cultura o de sitios webs interesantes, reportes del tiempo, alguna que otra reflexion no siempre juevosa, y hasta unas pequeñas apariciones de la Pelusa Hogareña y de la Pelusa Cocinera que llevo dentro... 
Este ha resultado ser un espacio versatil y altamente flexible, mas de lo que hubiera imaginado alguna vez. Aqui cabe (casi) todo, alegrias y tristezas, asuntos del alma o temas mundanos, la cotidianidad en pleno y tambien un poco de lo eterno. No les miento: a veces no es facil de mantener una publicacion casi diaria y que, ademas, siga siendo interesante para quienes se toman el trabajo de visitarnos, pero siempre (siempre!) es un placer.

Mañana espero regresar con el Diario hecho numeros.


_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

sábado, 25 de diciembre de 2010

Cenita de Navidad

 Hoy vengo a contarles que tal me salio la cena de Navidad, porque estrene receta y todo! Resulta que buscando formas distintas de hacer lo mismo me encontre con ESTE video de Isasaweis con el que aprendi a hacer Pechugas Mozarabes (llevan frutos secos y una variedad de especies para condimentar). La mezcla me parecio excelente, quise probar a hacerlas como cena especial... y aqui tienen el resultado: 


Estaba tan delicioso como se ve en la foto y, por si fuera poco, sobrevivimos!!! 
(prueben a hacerla que no se arrepentiran)

Y a ustedes, que tal les fue anoche?

_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

viernes, 24 de diciembre de 2010

¡Nuestro regalito navideño para todos ustedes!

He estado pensando que podria traerles como regalo por esta Navidad, y no se me ocurre nada mejor que un libro (bueno, una recomendacion). Aqui va: 
Hace unos dias mi G me recordo un libro que lei hace muchiiiiisimo tiempo, tanto que ya casi habia olvidado su existencia. Mi G lo leyo por su parte y yo por la mia, porque si bien llevamos juntos ya mas de una decada, el libro en cuestion fue editado en la Habana cuando yo apenas entraba en la adolescencia, y de eso hace unas dos decadas ya...  Sin embargo, no mas hizo mencionarme su titulo y todo el paquete del contenido del libro se abrio en mi memoria, tan alegremente como si de un regalo de Navidad se tratase. Y no fueron tanto las lecturas y relecturas de que fue objeto este libro como la calidad y erudiccion del texto, las responsables de que aun hoy lo recuerde de punta a cabo con una sonrisa en los labios. 
Les hablo de "Decadencia y caida de casi todo el mundo", de Willy Cuppy, un libro que le costo 16 años de estudios a su autor. Nos presenta ciertos hechos historicos (como la construccion de las piramides de Egipto o la muerte de Cleopatra) con asombroso lujo de detalles -todos fidedignos, por cierto-, en forma de relatos cortos y desde un punto de vista humoristico. ¡Nada despreciable! Si no lo han leido, se los recomiendo mucho mucho. Ademas de aprender, les garantizo que se van a divertir un mundo. (Y si ya lo han leido, espero que me cuenten que tal les parecio!)

Y bueno, ya esta aqui la Navidad. Hoy estrenare receta para la cena y luego, si sobrevivimos, les cuento que tal me salio todo! 

¡Feliz Navidad!
(y que Papa Noel no se olvide de cumplirles ese deseo secreto que teneis!)

Y como curiosidad, les dejo este video para que vean como se le cantaba antes a la Navidad en la isla:




_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

jueves, 23 de diciembre de 2010

Otra reflexion navideña, un poco a lo loco.

Nunca como en los ultimos años -entiendase, desde que ando recorriendo mundo- habia yo escuchado hablar del Grinch. Esto se debe, por supuesto, a que a la isla la Navidad llego tarde, muy tarde. De hecho, no llego hasta que el papa Juan Pablo II la llevo por los pelos en el año 1998. Antes, mucho antes, tambien hubo Navidad en la isla, y en los años en que anduvo desaparecida, la gente de una forma u otra siguio festejando. No habia arbolitos llenos de luces y bolas de colores, ni villancicos, ni nacimientos, pero las familias siguieron reuniendose, y nunca hubo mejor pretexto que un 24 de diciembre para hacer una gran comida. Sin embargo, el significado real de la Navidad siempre estuvo recubierto por un velo de misterio al que nunca llegamos siquiera a acercarnos los que, como yo, ya habiamos nacido en esa etapa. 
Y cuando por fin aterrizo en un mundo en el que la Navidad es parte inherente de la historia personal de todos, en el que han tenido la suerte de contar con ella siempre, me encuentro no solo con que hay quienes no la celebran y ni siquiera la disfrutan, sino hasta con la existencia de este personaje que lo estropea todo, el Grinch. Hoy, picada por la curiosidad despues de haber leido por ahi a algun que otro amigo auto-titularse Grinch, busque lo que hay detras de esa verde figura.  ¿Y que me encuentro? Que el archi-famoso Grinch no es otra cosa que la representacion del comercio que se instaura en estas fechas robandose la Navidad, es decir, haciendo que todos olviden el verdadero significado de esta fiesta... El Grinch, pues, no es aquel que no gusta de la Navidad, es aquel que se aprovecha de ella. Estoy de acuerdo en que es algo detestable. Lo que me parece raro es que a pesar de que el Grinch no tiene en sus costillas mas que 50 años, ya casi es tan famoso como la Navidad, con casi 2000 años de historia.

________________________



Yo disfruto estas fechas, la magia que ellas traen consigo y por la cual en las calles hay alegria, las familias se reunen, se preparan sabrosas cenas y la gente se complace en hacerse regalos mutuamente. Incluso sin los regalos, y sin las cenas, y sin las reuniones familiares, la magia continua en el aire. Yo recibi los primeros regalos de Papa Noel hace un par de años y, si les soy sincera, aun me dura la sonrisa.



_________________________________________________ Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

miércoles, 22 de diciembre de 2010

¡Tan sin nada los dos, patito!

 Ya habia publicado algo para hoy, pero acabo de enterarme de que es el centenario de nuestra querida Dora Alonso, mujer que mucho influyo en mi formacion y en la de tantos niños  (y adultos) cubanos y latinoamericanos. No mentiria si agrego a los del resto del mundo tambien puesto que es.  de toda mi isla, la escritora para niños mas publicada y traducida en el extranjero.
Aqui les copio su "Carta autobiografica al patito feo". Inolvidable.

____________________________

Querido patito:

Te debo esta carta desde hace muchísimos años: tantos, que entonces yo leía solamente libros dedicados a los niños y usaba en la escuela las cuentas de madera de un ábaco.
Por aquella época, el pueblo donde yo vivía era tan chiquito que con cuatro aguaceros se inundaba; cosa que las ranas aprovechaban para celebrar su festival de coros, dirigidos por Casilda, nuestra antigua conocida de Cantel. Durante esos días, el vecindario se animaba, los niños no perdíamos ninguno de los conciertos y las ranas de mi pueblo se hacían célebres.
Mi casa, de madera y techo de tejas, era muy espaciosa. Contaba con patio y traspatios y muchos árboles y flores. A la sombra de los árboles y ante el pasmo de gallinas y gallos, abría el pavorreal su cola de abanico, graznaban gansos, volaban palomas y trinaban pájaros. Pero mis preferidos eran otros: Miguelín, un cernícalo que adopté al caerse del nido, y el conejo Alfredo Molina.
Miguelín vivió siempre bajo el alero del corredor y, al crecer, resultó un camorrista desorejado. Aun estando harto, se lanzaba como un pirata contra lagartijas y guayabitos, sin hacer el menor caso a mis reprimendas. Miguelín sólo respetaba al gato. En cuanto al conejo, tenía muy buen carácter. Su gran debilidad se manifestaba ante una hoja de col: al recibirla pegaba tales saltos y triplesaltos que, más que un conejo, el joven Molina resultaba un gimnasta.
Quiero señalarte, patito, que yo era una niña fea. Cosa de suma importancia en esta historia. Me miraba al espejo de mala gana, pues, enseguida, aparecían en él mi nariz pecosa, el pelo, más que lacio, alicaído, y una figura delgaducha, desteñida, sin gracia, para la cual no valían galas ni modas.
La belleza, patito, es un precioso don de la naturaleza. Quien la posee parece llevar una luz que a todos encanta. De ella sólo recibí el leve destello de un fósforo.
Por todo lo expuesto comprenderás que yo era una muchachita triste, tímida y acomplejada; si bien trataba de ocultarlo al mostrarme risueña e indiferente. Emulaba con Miguelín, apelando al engaño de aparentar desenvoltura y formas de aventajado camorrista.
Para mantener tan vigorosa personalidad y en el intento por hacerme respetar, hasta donde fuera posible, de los burlones de la escuela y el barrio, aprendí a manejar el tirapiedras con igual destreza que manejara Robin Hood el arco y las flechas; a trepar a los árboles ágilmente y segura como un camaleón y, sobre todo, a sobresalir como lanzador en el equipo infantil de pelota. Lo que, en aquella lejana época y tratándose de una mujercita, dejaba boquiabiertos al resto de los jugadores, varones todos. Debo agregar que cabalgaba como un vaquero, ya que mi familia era gente de ganadería, y casi toda formada por excelentes jinetes.
Ya declaré la verdadera razón de semejante cartel de arrogancia, patito. Servía para encubrir mi apocamiento al conocer, desde muy temprano, que mi presencia despertaba la risa de los compañeros de escuela y de juegos, y un insufrible sentimiento de lástima en los mayores. Para sentirme en paz, buscaba casi todo el tiempo la compañía de los animalitos y los árboles. Ellos parecían no dar importancia a mi enclenque figura, mis larguísimas piernas de flamenco, mi voz ronca, mi carita fea... Me querían por mi leal apego: les daba de comer, los regaba, inventaba para ellos fabulosas historias que parecían escuchar respetuosos y entretenidos. Sin contar que, más bravía y resuelta que el cernícalo, siempre estaba dispuesta a defenderlos de quienes los maltrataran. Viejos y serviciales arrenquines, potros briosos, puerquitos, terneros y cabras, además de cuanto bicho con plumas habitaba el patio, me tenían por uno de los suyos.
Tal como lo describo eran las cosas para mí, cuando, al cumplir mis diez años y entre otros regalos, recibí un libro de cuentos. Uno de ellos refería la historia de un patito, feo como yo; amargado, como yo. ¡Tan sin nada los dos, patito! Decía el cuento que, junto a mamá-pata y sus lindos hermanitos, el pequeñuelo soportaba la pena de su fealdad. Al saberse motivo de burlas y bromas pesadas, recurría a la fuga para refugiarse en el campo y allí se amigaba a las codornices y a algún anciano buey sabio y comprensivo.
La lectura de esa narración, que realizaba instalada a mis anchas en las ramas cercanas a la copa de un añoso tamarindo, me hizo cavilar por tratarse de un caso que me afectaba directamente, y formularme una pregunta: ¿Por qué, dentro y fuera del libro, nadie parecía entender algo tan sencillo como que tanto el patito como yo no habíamos escogido nuestro lamentable aporte al ornato del mundo? Éramos feos, sin derecho a cambio o devolución, lo que se me figuraba una gran injusticia. Y lo peor: ignoraba a quién debíamos reclamar o cargar la culpa del desaguisado.
Mientras leía el cuento y razonaba de esa forma, lloraba a lágrima viva. Tu pena, patito, era la mía y te acompañaba y sufría contigo. Pero algo cambió al llegar al final del relato; al saber de qué modo dos grandes, bellísimas alas blancas te elevaron sobre el corral hasta situarte en el espacio azul, entre la luz más pura. Sentí con ello, pequeño amigo, algo suave y dulce penetrar en mi pecho y sosegarlo. En ese instante -nunca lo olvidaré- surgió en mí, con el deseo impetuoso de obtener tu misma suerte, mi primera esperanza.
Todavía mi memoria recoge la emoción de aquel nuevo sentimiento. Una idea seguía a la otra y presentí confusamente que toda ayuda debía esperarla de mí misma, de mis propias fuerzas y sin huir ni avergonzarme. En lo alto de mi silvestre lugar de lectura me afirmé en el propósito de hacerme valer, pese a mis muchas desventajas, entre los venturosos elegidos de la belleza. A los diez años comenzaba a entender lo que hoy afirmo: La vida es generosa y a todos ofrece cabida, caminos y horizonte, siempre que no perdamos el valor o no nos falle la voluntad.
Aquel día, al cerrar el libro, bajar del tamarindo y tomar tierra, me sentí otra. Lejos de atormentarme y sufrir por lo que no estaba a mi alcance componer o disimular, me dediqué a observar todo lo hermoso y bueno que iba descubriendo a mi alrededor, para luego tratar de describirlo en mi cuaderno escolar. Así llegué a muchacha, con la aspiración de ser escritora -que es otra manera de volar-, y, a pesar de no poder hacerlo bien al principio, no cejé; seguí adelante con firmeza y valor, sobreponiéndome a las muchas dificultades que hallara en el largo camino de los años.
Hoy, patito, creo ser una escritora hecha, aunque no muy derecha ya, que te escribe, recuerda y agradece de todo corazón.

Dora Alonso


_________________________________________________ Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

Hi ha boira.

Asi dicen los catalanes cuando hay niebla. Y en estos dias niebla es lo que ha sobrado por aca. De la mañana a la noche (que no estan muy separadas que digamos, no mas por unas ocho horas aprox.) no ves otra cosa que un humillo blanco a todo tu alrededor. Los arboles a cinco metros ya son simples sombras y de los paisajes que solemos ver desde nuestro edificio, ya solo nos queda el recuerdo.
Aqui unas fotos del bosque de pinos que se ve desde mi ventana. Ustedes diran.

Esta fue tomada al amanecer: 


Y estas dos, sobre las 5 de la tarde: 





_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

lunes, 20 de diciembre de 2010

Recomendacion para el fin de año.

Es lunes nuevamente. Parece mentira que, con lo interminables que nos parecieron  a Dianita y a mi los primeros dias de Diciembre, haya pasado ya una semana entera desde que presentamos nuestro nuevo proyecto "una Nota de Agradecimiento". Siempre sucede asi: mientras uno espera, el tiempo se dilata hasta el infinito, pero luego de ocurrido lo esperado, el tiempo no hace mas que volar. Como cuando era niña y esperaba que llegara el dorado dia en que cumpliria 15 años... Parece que fue ayer y ya han pasado otros tantos desde entonces (y hasta un poquito mas!). 
Ese tema de la percepcion del tiempo es muy interesante, pero hoy venia en realidad a contarles que durante el fin de semana que acaba de pasar termine de leer -¡por fin!- aquel libro que me atemorizaba (¿recuerdan?). Vale decir que por el camino le perdi el miedo, pero aun asi me costo un mundo su lectura. No es una mala novela, todo lo contrario. Sucede que fui identificandome uno por uno con casi todos sus personaje y la verdad es que a cada paso me asaltaban nuevas dudas sobre mi identidad. 
Se trata de Oblomov, de Ivan A. Goncharov (el Balzac ruso del siglo XIX), y como desde el mismo comienzo sabia que la caracteristica principal de Oblomov, el protagonista, era su vagancia y dejadez en todos los aspectos de su vida, me asalto un miedo tremendo por encontrarme reflejada en el, por encontrar que eso que yo denomino 'pereza' cuando una mañana quiero quedarme mas tiempo en la cama o sencillamente no quiero salir a caminar por quedarme tumbada leyendo, no fuera otra cosa que el temido "Oblomovismo". 
Pero no fue en Oblomov (por suerte) en quien encontre mi imagen especular. Ni tampoco en Stoltz, su amigo  progresista (en contraposicion con lo conservador del protagonista); ni en Alexeiev, el que no tiene opinion propia; ni en Zajar, quien cumple a regañadientes con sus obligaciones; ni siquiera en Agafia, la perfecta ama de casa. Aunque en todos esos personajes pude ver reflejada a alguna de esas Pelusas que llevo dentro, fue Olga (una Olga ya madura), la mujer que no abandona nunca su propio desarrollo ni por ello desatiende a su familia, la que me mostro a una de mis Pelusas dominantes, con sus virtudes y sus defectos.
Y una obra que con cada una de sus paginas me obliga a investigar dentro de mi misma, que me alerta de los peligros que puedo encontrar en mi camino a la par que me muestra la sociedad de la epoca, no me merece mas calificativo que el de excelente. Lectura mas que recomendada para este fin de año!

Para los que no tienen como conseguir el libro o si acaso no he logrado convencerlos de embarcarse en esta aventura con mi comentario,  aqui les dejo la primera de diez partes de la adaptacion cinematografica que hizo Nikita Mikhalkov de esta obra en 1979. Como todas las realizaciones de Mikhalkov, de quien me declaro admiradora incondicional, esta tampoco tiene desperdicio alguno. El resto de la pelicula la pueden ver en Youtube. (Seleccionar subtitulaje en español en el botoncito cc que aparece en la barra inferior del video).







_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

jueves, 16 de diciembre de 2010

(Re)Creando mundos con la voz.

Este post viene a saldar una deuda que tenia con Ivanius desde hace mucho tiempo. Ya saben lo que dicen: cuentas claras...
 _________________
¿Se acuerdan que ayer les hablaba de la dinamica interna de una fabrica de puros habanos, y de ese personaje tan especial que es el lector de tabaqueria? Pues, "¡Lectora de tabaqueria deberias ser!"- me espetaba mi madre cada vez que me escuchaba leyendo en voz alta. Y es que no fueron una ni dos veces las que me encontro en esos haceres. Cuando era pequeña, lo leia todo en voz alta porque asi entendia mejor. Pensaba que era yo medio rarita, y a lo mejor lo era, si, pero no por este motivo. Con el tiempo aprendi que al leer en voz alta, la informacion nos entra por al menos dos canales, la vista y el oido, ademas de tener que pasar, quiera que no, por el cerebro que ejerce el milagro de convertir la letra en sonido.
Luego, no se por que razon, termine relacionandome siempre con personas muy involucradas en la cultura (musicos, pintores...) pero que leian mucho menos que yo. En lugar de renunciar a la lectura, y en vistas de que no podia inculcar en ellos ese gusto en tan poco tiempo, busque hasta encontrar una solucion que nos satisfaciera a todos: leerles en voz alta. Porque nadie reniega del placer de escuchar una buena historia, ¿no? Y lei, lei muchisimo para todos ellos y para mi. Recuerdo, por solo poner un ejemplo, haber recorrido con unos amigos en mi adolescencia, junto a Frodo Bolson, toda la Tierra Media sentada en el confortable alfeizar de una ventana colonial... 
Leer en voz alta esforzandote por ser fiel a los matices que el autor quiso transmitir, haciendo las pausas adecuadas para tomar aire en las comas, atar cabos en los punto y coma, dilatar el ambiente y reflexionar en los punto y aparte, todo eso te convierte de alguna forma en coautor de una obra y, por tanto, te hace depositaria una gran responsabilidad. Desde que arranca la historia, en tus manos esta el corazon de tus oyentes. De ti depende no solo que lleguen a admirar o a despreciar a este o aquel escritor, sino que amen o rechacen la lectura en general y todos los magnificos mundos que ella alberga. No se si alguno de aquellos mis oyentes ganaron el habito de la lectura, pero estoy segura de que mas de uno quedo enganchado a las historias fantasticas. 
Ahora me encuentro en la situacion contraria: mi G, por sus estudios y gustos, lee mucho pero muchisimo mas que yo. Lee tanto que si su dia tuviera 48 horas aun asi no le alcanzaria. Incluso en esta situacion sigo leyendo en voz alta, porque en aquellos momentos en que sus actividades no le permiten mantener sus ojos fijos en unas letras, aprovechamos para leer en conjunto algo que nos interese a los dos (yo, en voz alta; el, escuchando atentamente). En nuestro afan por comprimir el tiempo, hasta hemos descubierto el modo de leer dos libros a la vez: el va leyendo uno por su parte, yo leo otro por la mia, y luego encontramos el momento de contarnos con todo lujo de detalles aquello que hemos leido. Es una nueva forma de leer en voz alta en la que, por el empeño que ponemos en relatar lo mejor posible la historia, el otro ni siquiera llega a extrañar el no haberla leido directamente.
Cuando un dia tengamos hijos, por supuesto que les leere en voz alta, y quien quita que a mis nietos tambien los inicie en este mundo insondable de la lectura... 
Una vez mas, mi madre tenia razon: ¡Lectora de tabaqueria debia haber sido!

Y ustedes, ¿han tenido alguna experiencia como esta?

Como recomendacion especial sobre la magia de leer en voz alta, de la lectura y de los libros, los remito al ensayo "Como una novela", de Daniel Pennac. No tiene una letra de mas, lo aseguro!

_________________________________________________ 
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

lunes, 13 de diciembre de 2010

Proyecto a cuatro manos (presentacion)




fin llego el... 

Si, el dia que habiamos marcado para hacerles esta presentacion especial.

Tanto Diana (del blog Ese tonto puerco volador) como yo, Elena (o Pelusa si prefieren),


tenemos el gusto de presentarles 
nuestro proyecto en comun: 



No quiero adelantarles mucho para no aguarles la sorpresa. Solo les cuento que, nacido de una idea bien sencilla, este proyecto a cuatro manos ha ido entusiasmandonos cada vez mas y, en verdad, nos hace mucha ilusion compartirlo con todos. Conste que no ha sido facil mantenerlo en secreto hasta ahora, sobre todo por los deseos que teniamos de que ustedes lo vieran, pero al fin llego el momento tan esperado por nosotras. 
Sin mas, les invitamos a que pasen por ese nuevo espacio, disfruten del pequeño stock de publicaciones que hemos estado preparando para ustedes desde principios de mes, y no olviden dejarnos sus comentarios, saludos y cualquier tipo de consideraciones que quieran compartirnos al respecto.


_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

viernes, 10 de diciembre de 2010

Viernes (super) creativo en el Diario

Como este sera el ultimo viernes creativo del Diario en este año, me he esmerado en prepararles los tres tutoriales que les habia anunciado. Pero antes me tomo un momento para recordarles que...



el proximo 


tenemos una presentacion especial para ustedes...
¡¡no se la pierdan!!

Y bueno, ahora si los dejo con los tutoriales. Les adelanto que en el tutorial del arbol de navidad hay una sorpresita esperandoles. :) Espero que los disfruten y que, si se animan a hacer alguna de estas manualidades, no dejen de mostrarmela! 









_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

Copos de nieve (de papel)


Para hacer unos copos de nieve...

Como hacer un cono de papel o cartulina


Necesitaremos un pliego de papel o cartulina del tamaño que deseen (para hacer el arbol de Navidad, aconsejo un pliego grande de cartulina), y tambien una tira de cartulina del mismo tamaño que el pliego que vayamos a utilizar.



Corona navideña


Para hacer una coronita como la de la imagen de arriba... 


Arbol de Navidad


Para hacer un arbol de navidad necesitaremos:


miércoles, 8 de diciembre de 2010

Decoracion de Navidad (II)

Esta es mi decoracion mas navideña, toda hecha por nosotros y con materiales mas que economicos (cartulina, papeles de envolver regalos e imaginacion):

(click en las fotos para ampliarlas)

Sip... Nos gustan los pinos... ¡que le vamos a hacer!

El marco de las ilustraciones, ya aprendimos como hacerlo en este tutorial.

Ahora vienen los detalles:

El arbol: hecho con un cono de cartulina como base y decorado con papel de envolver regalos, el mismo que use para el mural de la otra pared.


El nacimiento: Es una miniatura de plata que nos regalaron el año pasado en el hotel  de Benidorm donde pasamos la Navidad. El mantelito -tejido con estas manos hace un quinquenio mas o menos- originalmente era un portavasos o posavasos (y lo sigue siendo el resto del año), y los conejitos que vienen a ver el niño, son los que hicimos en este otro tutorial.




Y para terminar con el tema de las decoraciones, les muestro la coronita que he puesto en la puerta, tambien hecha de papel: 


El arbol y la coronita los hice el año pasado. La coronita soporto mejor todo el año guardada, pero el arbol esta un poco ajadito. Asi y todo, lo tuve que usar porque no me dio tiempo a terminar otro que estoy preparando. Ya lo veran el proximo año!
Para el arbol que ven en las fotos de arriba, use un tutorial que encontre en un blog de manualidades, y la corona me la invente yo misma pero tengo un tutorial preparado para que aprendan como hacerla. El viernes les compartire estos dos tutoriales mas el de los copitos de nieve. 
Espero que los disfruten!
_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!

martes, 7 de diciembre de 2010

El tiempo esta cambiando.

¿Se acuerdan de mi decoracion de otoño?


Pues les cuento que el tiempo ha empezado a cambiar en nuestro departamento. Con los vientos, nuestro arbol se ha quedado sin hojas... Ahora estan todas esparcidas por el suelo:


Ha caido ya la primera nieve.
Primero fueron unos timidos copos...


Pero luego la tormenta de nieve arrecio: 


Y hasta unas palomas preocupadas han venido a buscar refugio en nuestro arbol...


Resultado: un adorable (y mutante) mural de papel sigue alegrando nuestro entorno...


Mañana les muestro la decoracion de otra pared, mucho mas navideña y sin mucha historia pero  hecha, como esta, integramente a mano y con materiales de muy bajo costo. 
Tambien les tengo preparado un tutorial pequeñito para hacer estos copitos de nieve que me han robado el corazon. Ya se que para ustedes debe ser algo de lo mas conocido, pero acuerdense que yo creci en una isla donde este tipo de manualidades invernales no existen porque alli la nieve es solo cosa de peliculas. Como sea, me hace mucha ilusion compartirlo con ustedes y, antes del fin de esta semana, tendran por aqui este tutorial y quizas alguno mas. 

¿Quien sabe? A lo mejor termino inspirando a mas de uno... 



que a fin de cuentas... 
se puede encontrar un buen pretexto para la creacion, 
¿no creen?

No se olviden de nuestra presentacion especial
el proximo

¡Los esperamos!
_________________________________________________
Licencia de Creative Commons
Diario de la Pelusa es un blog escrito por Elena Brito (Pelusa) y esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
O sea: Pueden copiar de este blog uno o dos articulos (no mas) para usos no comerciales, sin cambiar nada en ellos y cuidando de poner siempre un enlace a este blog como referencia o fuente. Asi quedamos todos en paz. ¡Gracias!
Epílogo

“No es bueno de este modo te apoltrones”
dijo el maestro, “que entre seda y pluma
no se va de la fama a las regiones.

Quien entre el ocio su existir consuma,
No dejará mas rastros en la tierra
Que humo en el aire y en el agua espuma.

¡Arriba, sin cansancio, como en guerra
triunfa el alma luchando por la vida,
si vence el flaco cuerpo que la encierra!”

(Infierno, Dante)