sábado, 13 de junio de 2009

Proyecto 365, dia 130: Embrujo


Cada vez que en mis manos cae algún libro de Stefan Zweig, me recorre de pies a cabeza ese conocido temblorcillo que precede al placer. Primero, hace muchos años, leí la biografía que hizo de Fouché y me atrapó de tal manera que cuando por fin me vi en una biblioteca bien surtida con miles de libros en castellano a mi disposición, lo primero que busqué fue algo mas de este autor.
Ante el pedazo de estante que ocupaban sus obras descubrí que, además de biógrafo, había sido novelista y también cuentista. Sin embargo, ese día no me resistí a la tentación y me fui con la biografía-ensayo de Maria Antonieta quemándome las manos. La leí con una avidez y un placer tan grande que aun hoy me llega el regusto de sus páginas.
Y regresé por más, con las manos temblorosas y los ojos rojos como una adicta. Me dije que un cuento de este hombre debía ser una verdadera joya y me lancé con uno, dos, tres… y dejé el libro a medias. Decidí quedarme con sus impecables biografías y no tocar nunca mas algo de otro estilo salido de su pluma.
Zweig fue psicólogo y las armas con las que tan magistralmente desnudaba a sus personalidades –no aquellas que según el consenso debían ser estudiadas, sino las que su espíritu encontró más afines e interesantes- me resultaron sosas y aburridas en la ficción. El dominó perfectamente el arte de meterte en la piel del personaje histórico y dejarte sentir la vida vibrando en su propia carne –que desde las primeras páginas ya era también la tuya. Sus obras rebozan de pasajes disfrutables, frases excelentes, palabras justas… Pensándolo bien, creo que mi afición a la historia ha de venirme de sus libros, de aquella primera biografía de Fouché tan bien trazada…
Y ahora los dejo. Erasmo –homo pro se- me mira desde la portada de uno de sus libros y está haciendo temblar mi escritorio. Ya les traeré un trozo de tarta cuando pueda desprenderme de su embrujo.

11 comentarios:

  1. Me parece otra excelente sugerencia, Pelusita... digo, para aquel que ande buscando qué leer y ponerse de "opinón" después. Un beso, y anoto.

    ResponderEliminar
  2. Ahhh las Bibliografías, nunca leí una, ahora me doy vuelta por las novelas históricas, ¿pueden considerarse bibliográficas?

    Pase por el "Imperium" de Cicerón
    "El azote de Dios" de Atila, entre varias. Hoy en mi bolso pasea "El orgullo de Cartago" de Anibal...

    ResponderEliminar
  3. Uy!
    pero en dónde me metí?

    me recuerdan mis clases de historia.


    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Desde que comencé a leer el post, nomás pensaba en Momentos estelares de la humanidad; mi padre me lo leía y a mí, me encantaba... hace unos meses, no sé bien por qué, regresó a mi cabeza y quiero volver a leerlo y creo que ahora, con mayor razón. Hay que enlistarlo, como dice Mara, en las lecturas personales... Un beso enorme en un fin de semana correteadísimo.

    ResponderEliminar
  5. Autor que tengo pendiente! No he leído ni una letrica suya, ya sea biográfica o narrativa. A veces me gusta tener autores pendientes... pienso que pasaré una vejez entretenida leyendo y conversando con mi amor. Libros tengo pero mi amor... esa es otra historia :-)

    ResponderEliminar
  6. hola pelusa, a mi me ocurre lo mismo con Jean M. Auel y sus libros sobre todo con su libro el clan del oso cavernario y su saga, un amigo me dejó y bendito sea, me engancharon, adoro esos libros y los recomiendo de corazón, saludos.

    ResponderEliminar
  7. Bueno, qué letrerosos andamos ;) Yo no he leído nada de Zweig a pesar de que entre los libros de casa creo haber visto por lo menos dos, una biografía de Napoleón, y la otra no la recuerdo. No me asomé a las biografías noveladas sino hasta hace unos pocos años, cuando descubrí a Patricia Cox, autora de grandes novelas históricas sobre pasajes y personajes mexicanos. Tomo nota.

    ResponderEliminar
  8. Ya eleve tu sugerencia, Marita.

    Hombre del NE: Pues ya ves, yo cai en sus redes desde temprano… Las novelas historicas tambien me gustan, pero tienen que estar muy bien escritas. Las biografias de este señor son muy precisas en cuanto a datos historicos se refiere, y por demas, tiene un uso del lenguaje que es una delicia…
    Por ahí le dejo como recomendación Fouche… sencillamente apasionante!

    MasQuerida: Como dicen en mi tierra: “Para gustos se han hecho los colores…”. A mi la historia que dan en la escuela, esa llena de fechas y nombres raros, me aburre horriblemente, pero la que encuentro en estos libros me transporta a otro tiempo y me ayuda a entender porque el hombre es lo que es hoy dia… Nada, que me gusta… Besos!

    Palomita: De “Momentos estelares..” ya estuve leyendo algo, pero me atraen mas las biografias. Me gusto lo que lei, pero los senti como fragmentos de una obra que nunca llego a cuajarse… Impecables las descripciones, por supuesto. Me encanta la idea de que tu padre te leyera este libro… Tomare nota para cuando me toque educar… Y relajese… Es fin de semana… Tomese un tecito y dese tiempo para un rato de buena lectura…

    Silvita: Pues aquí tienes una muy buena sugerencia… Sus novelas y cuentos son muy psicologicos para mi gusto (y para literatura psicologica bien lograda ya tengo a Dostoievski), pero puedes probarle tambien a ver que te parecen a ti… Y no te preocupes, que todo llega… Acuerdate de que “la yagua que esta pa’ti…” De aquí a la vejez falta un mundo!

    Margarita Mia! Estando en Mexico alguien me presto el primer libro de esa saga y me parecio muy interesante… pero el segundo ya no pude terminar de leerlo, se me repetia mucho. Lo que lei lo recuerdo muy bien y con mucho agrado, es una muy buena interpretación de los hallazgos paleontologicos…

    Ivanius: Yo tengo pendiente las biografias de Napoleón y de Magallanes… Deben ser apasionantes! Estos libros (los que he leido) tienen muy poco de novela –o nada-, Zweig es super cuidadoso en cuanto a no aventurarse a hacer conjeturas… Era un gran investigador, tuvo acceso a muchisimos archivos de documentos originales, y se basa en sus hallazgos y en sus conocimientos psicologicos para hacer sus biografias… Quizas por eso se decidio a escribir tambien ficcion, para tener el gusto de darle rienda suelta a su imaginación… Le dare un vistazo a Patricia Cox…

    ResponderEliminar
  9. Por cierto, si encuentras de Patricia Cox, "Batallón de San Patricio", "Alconedo" o "El secreto de Sor Juana", en ese orden, me parecen las más recomendables.

    ResponderEliminar
  10. Tomo nota, Ivanius.
    Sobre Sor Juana lei un libro escrito por Octavio Paz... ¿como se titulaba? Muy bueno!

    ResponderEliminar
  11. No debería leer esto... Es retorcidamente maquiavélico. Entre, mire y ya me contará:
    http://www.personal.able.es/cm.perez/Manual_y_espejo_de_cortesanos.pdf

    Mas sobre estrategias, trucos psicológicos, seducción y mente en
    http://www.personal.able.es/cm.perez/

    Saludos

    ResponderEliminar

Epílogo

“No es bueno de este modo te apoltrones”
dijo el maestro, “que entre seda y pluma
no se va de la fama a las regiones.

Quien entre el ocio su existir consuma,
No dejará mas rastros en la tierra
Que humo en el aire y en el agua espuma.

¡Arriba, sin cansancio, como en guerra
triunfa el alma luchando por la vida,
si vence el flaco cuerpo que la encierra!”

(Infierno, Dante)